Crucero BRAEMAR llegando a Sevilla. - Fotomóvil ABC